jueves

Apuntes (1)

En esta noche atravieso desiertos verticales. Sólo son horas de facebook, donde proceder a contar historias imposibles a improbables lectores. Las dunas no obedecen a la gravedad y, por mucho que pretenda seguir la estrella de Belén, no alcanzo más que la representación de mi sombra en los azulejos de la cocina. No avanzo mi novela, que es una regresión inédita de un recuerdo fácil. Dicen que el aire comprimido de una escopetilla mata. Es un bluff.
.............................
Me agarro bien fuerte a la vitalidad de Eugene Thacker. De pequeño creía que Cioran era Dios en lugar de un poeta tirando a bueno. Gibran y Tagore son esa basura invertida. Los hijos mayores de un idiota como el bueno de Jorge Bucay. Me gustaría ser él en los momentos en los cuales Bataille follaba con Beckham.
..............................
En el XIX gente como Dickens en Inglaterra o Schniztler en Austria eran celebrados e invitados a galas de buen yantar por sus lectores. En el XX Kafka sólo vio atisbos de vida en cartas de señoras y murió tan anónimamente como curró en esas putas oficinas que le volvían majara. En el XXI me da que veremos al calvo de Sálvame devorando escritos de su hermano, el salvador. Y no nos enteraremos de nada porque bastante hay con salvar Europa. No. Nada se sabrá de DeLillo ni de Coetzee. Ni p falta que hace.
...........................
100 de personas en el fb son una eternidad que sólo se acaba cuando a uno se le pira la pinza. Cuando tenía miles de personas todo resultaba menos trascendente, más de plástico y eso. Pues con la tontería resulta un símil de la actualidad europea. Te amo, Grecia.
..............................

No hay comentarios: